Skip to main content

1. Desmontaje profesional

Al principio de la reparación, el componente usado se desarma profesionalmente pieza por pieza, separando de forma consecuente los materiales aprovechables de los no aprovechables, que se introducen en el ciclo de reciclaje si es necesario. Esto preserva el medio ambiente: en comparación con las piezas nuevas, la fabricación de piezas reacondicionadas originales Mercedes-Benz requiere una cantidad notablemente inferior de energía y materias primas. El 99 % de las piezas se pueden así reutilizar o introducir en el ciclo de reciclaje.

2. Limpieza a fondo

En un laborioso proceso de limpieza, que se ha adaptado a las necesidades de cada pieza, se utilizan distintos procedimientos de limpieza, por ejemplo, procesos de lavado especiales y baños de disolvente para una limpieza general, limpiezas ultrasónicas para desengrasar o chorros de arena o de microesferas de vidrio para limpiezas puntuales. No obstante, ninguna limpieza es perfecta hasta que no pasa por la fase manual final.

3. Comprobación visual y funcional

Todas las piezas deben superar los máximos criterios de comprobación. Por ese motivo, todas se analizan visual y funcionalmente, con lo cual cualquier daño se detecta de inmediato. Otros complejos procedimientos de medición comprueban la exactitud dimensional de las piezas y fallos difíciles de detectar, como las fisuras capilares o la falta de estanqueidad. Si las piezas no superan las comprobaciones, se descartan.

4. Acondicionamiento con las técnicas más modernas

Todas las piezas reutilizables se reacondicionan según los procedimientos más modernos y cumplen así las especificaciones Mercedes-Benz al 100 %. Durante la reparación de motores, por ejemplo, se utilizan técnicas que solo nosotros, como fabricantes de la pieza original, podemos asegurar. El acondicionamiento de las piezas reacondicionadas originales Mercedes-Benz supone un ahorro notable de energía y materias primas. Esta preservación de recursos hace que la reparación sea adecuada al valor actual del vehículo y da lugar a un proceso de reciclaje que contribuye a la protección del medio ambiente.

5. Montaje cuidadoso

Todas las piezas comprobadas se reparan siguiendo los estrictos criterios Mercedes-Benz para formar una pieza reacondicionada Mercedes-Benz completa. Durante esta fase, se incorpora automáticamente cualquier modificación relevante para la calidad en el proceso de creación valor añadido.

6. Exigente control de calidad

Con el fin de comprobar la calidad restituida de las piezas, antes del envío cada pieza reacondicionada se comprueba en los bancos de pruebas Mercedes-Benz siguiendo los estrictos criterios de la producción en serie, para asegurar la máxima calidad, funcionalidad y durabilidad. En el caso de los grupos, el montaje no supone ningún problema gracias a las unidades de control integradas y actualizadas.

Nuestro proceso de reacondicionamiento

Calidad de reacondicionamiento hasta en el más mínimo detalle.

Averigüe más sobre nuestro proceso de reacondicionamiento.